Una delicia la combinación de sabores en la muestra gastronómica de Cuaxomulco

Fecha:

  • Excelente propuesta culinaria utilizando ingredientes propios de la comunidad

Por Patricia Montiel G.

Cuaxomulco, Tlax.- Quelites, verdolagas, espinacas, huitlacoche, chicharrón, entre otros ingredientes deliciosa y estéticamente bien combinados, es lo que los comensales pudieron degustar en la Muestra Gastronómica de Cuaxomulco, como uno de los eventos principales de la feria del municipio.

Guiados por la experiencia, entusiasmo e iniciativa del chef huamantleco Francisco Gutiérrez, seis expertos en la cocina tradicional que busca rescatar la esencia de los sabores originarios de los pueblos, lograron el deleite al paladar de los comensales.

El primer tiempo a cargo del chef Ramiro Lemus, consistió en un delicioso raviole de huitlacoche bañado en una salsa cremosa. El chef Jorge Dávalos ofreció un riquísimo ceviche de cactaceas tlaxcaltecas con tostada de maíz azul acompañados de quelites a la limoneta, cuyo sabor ácido le dio un toque único y especial.

La propuesta del chef Carlos Ruiz consistió en una sopa de montaña a base de frijol, con queso panela, tostaditas, aguacate y esferas de chicharrón, con el peculiar escozor del chile de árbol.

Correspondió al chef Francisco Gutiérrez ofrecer el cuarto tiempo que consistió en un exquisito chuletón de cerdo en pipián verde, acompañado con calabacitas, hortalizas de temporada y rábanos. Héctor Bautista presentó un tiradito en mole de fiesta tatemado de betabel con zetas salteadas, chilacayote y crujiente epazote morado, cuyo sabor ligeramente picoso logró una combinación perfecta con los vegetales.

El momento dulce y culmen de esta extraordinaria experiencia gastronómica, fue el postre a cargo del chef Israel Galindo quien ofreció una tarta con musse de pinole glasseado, acompañado de trozos de crujiente chocolate, momento sublime que todos disfrutaron.

Durante los alimentos se ofrecieron dos maridajes a cargo del chef Héctor Alvarado, consistente el primero en un coctel a base de un puré de maracuyá con flor de calabaza y mix de cítricos con agua de rosas acompañado con un destilado de agave. El segundo tiempo líquido fue un mojito de pulque con jarabe de canela, haciendo alusión a nuestras raíces prehispánicas.

Indiscutiblemente este evento gastronómico y cultural, permite que a través de la comida se pueda reconocer la historia y esencia de una comunidad. La mezcla perfecta de ingredientes tan comunes y al alcance de los comensales son propuestas únicas y originales de sus respectivos autores, cuyo resultado unicamente se puede obtener con la experiencia y conocimiento de los elementos disponibles, de tal manera que el resultado es sumamente placentero para el paladar.

Es necesario que los municipios repliquen estas muestras gastronómicas donde a través de la comida se pueda rescatar la tradicional comida de nuestros antepasados y además, pueda representar un distintivo y atractivo turístico ante la falta de playas, inmuebles y otros espacios que garantizan la visita de turistas.

De ahí que el turismo gastronómico se convierte en una importante iniciativa que podría generar una importante derrama económica ante la llegada de personas que deseen conocer la oferta y basta propuesta culinaria de Tlaxcala.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Compartir:

Popular

Relacionados
Relacionados

Pin It on Pinterest